fbpx

Como emprendedora y empresaria independiente he podido tener mucho contacto con diferentes personas que me cuentan sus sueños y con algunas otras que me han solicitado asesoría para lanzarse al mundo del emprendimiento.  Con asombro he descubierto algo, estamos programados para pedir permiso a otros para tener éxito.

Quizás es parte de la cultura donde nos han enseñado a que nuestras acciones tienen calificaciones que nos hacen “pasar de curso” o “quemarnos”.   Talvez es un hábito aprendido y enraizado que arrastramos del mundo empresarial donde hay que pedirle permiso al jefe para todo.  Sea lo que sea, este hábito horrendo está matando más sueños que cualquier otra cosa en el mundo.

Tengo un ejercicio  sencillo de tres pasos para que te deshagas del deseo de pedir permiso para poder realizar tus sueños.

Paso 1:  Antes de salir corriendo a contarle a tu mejor amiga o a tu esposo la maravillosa idea que se te ocurrió, cuéntalo a la persona más importante del proceso, a ti misma.  Piensa como te hace sentir la idea, si te haría feliz lograr ese sueño, si te sientes emocionada, incluso algo asustada.  Tu, y solo tu, debes estar convencida de lo que vas a hacer, sabes por qué?, porque al montar a otro al barco estarás evaluando tus sueños y proyectos desde la perspectiva de vida y los miedos de otra persona.  En caso de buscar ayuda, mira a alguien que haya triunfado en lo que tu quieres hacer…y no escuches a nadie más.

Paso 2:  Trabaja en secreto, construye todo lo que sea necesario con ninguna o muy poca participación de amigos y familiares “bien intencionados”.  Sabías que yo retrasé el lanzamiento de este proyecto por 8 largos años buscando opiniones?.  Al final, cuando lancé a todos los que anteriormente me habían cuestionado les pareció “fantástico”.  Busca asesoría externa, y utiliza mucho la auto-educación en todo el proceso.  De nuevo…solo busca, lee y aprende de aquellos que ya lo lograron.

Paso 3:  Enfócate en como te sientes y no en las críticas externas.  Créeme cuando te digo, te va a caer un arsenal de críticas, te dirán cosas como: “no vas a ningún lado con eso”, “eso no te hará rico”, “hay miles de personas haciendo lo mismo”, “vas a fracasar”, “no tienes tiempo para eso”…y si te las detallo todas el artículo fuera interminable.  Tu, enfócate en la felicidad de desarrollar tu idea, en educarte, en crecer y en mejorar tu proyecto.  Necesitarás esa alegría para cuando se te presenten los retos.

Habrá días difíciles, momentos en los que vas a desanimarte, otros en los que te preguntarás porque lo haces.  Cierra los ojos y recuerda porque comenzaste, y te prometo que el corazón te latirá fuerte y sin importar el reto que tu proyecto esté atravesando tu vas a esbozar una sonrisa.  No dejes que el miedo o la mediocridad de otros te roben tus sueños.


Karolyn Castro  Fundadora y Directora Ejecutiva Team Guerreras © .  Escritora creativa Dominicana, Coordinadora de eventos y Mercadeo, en República Dominicana, de la Dominican Writers de NY.  Creadora de la campaña educativa Mucho Más Que Curvas ©.   Especialista en pronósticos estadísticos e inteligencia de negocios.  Mami de Francesca e Isabella, compañera de vida de Miguel.  Enamorada de vivir, apasionada por los viajes y la buena comida, guerrera y definitivamente, mucho más que curvas.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *